Llamados a ser santos

Llamados a ser santos
“Todos estamos llamados a la santidad, y sólo los santos pueden renovar la humanidad.” (Beato Juan Pablo II)

jueves, 31 de julio de 2008

Bula “Exaltavit Humiles” de Juan Pablo II

La Bula de Canonización de San Juan Diego Cuauhtlatoatzin, del Papa Juan Pablo II, conocida como Exaltavit humiles (“Exaltó a los humildes”), por las primeras palabras con que comienza el texto, fue dada en la ciudad de México el 31 de julio de 2002 con ocasión de la celebración de canonización durante el viaje apostólico del Santo Padre a México.
Esta escrita en latín y en el sitio del Boletín Guadalupano de la Basílica de Guadalupe
puede verse el facsimil y tambien leerse en español.
El texto comienza diciendo:

Juan Pablo II, Papa, Siervo de los Siervos de Dios para perpetua memoria del acontecimiento.
“Exaltó a los humildes” (Lc 1,52). La mirada de Dios Padre se posó sobre un indígena mexicano, es decir, sobre Juan Diego, a quien enriqueció con el Don de renacer en Cristo, de contemplar el rostro de la Bienaventurada Maria Virgen y de asociarse en la evangelización del Continente Americano”

miércoles, 30 de julio de 2008

Juan Pablo II y su último viaje a México 2002


Ya de regreso de su viaje apostólico a Toronto (JMJ) Guatemala y México el Santo Padre Juan Pablo II recordaba en su Audiencia general del 7 de agosto 2002:



“La última etapa de mi peregrinación fue la ciudad de México, donde, en la basílica de Guadalupe, en dos citas distintas, tuve la alegría de elevar al honor de los altares a tres hijos de aquella querida tierra: san Juan Diego, el indígena al que se apareció la Virgen en el cerro del Tepeyac; y los beatos Juan Bautista y Jacinto de los Ángeles, quienes, en el año 1700, derramaron su sangre por permanecer fieles al bautismo y a la Iglesia católica.



Juan Diego, el primer indio canonizado, fue hombre de gran sencillez, humilde y generoso. Está unido íntimamente a la Virgen de Guadalupe, cuyo rostro mestizo manifiesta un tierno amor materno hacia todos los mexicanos. El acontecimiento guadalupano constituyó el comienzo de la evangelización en México, un modelo de evangelización perfectamente inculturada, que muestra cómo puede acogerse el mensaje cristiano sin tener que renunciar a la propia cultura.

Los beatos Juan Bautista y Jacinto de los Ángeles son fruto de la santidad de la primera evangelización entre los indios zapotecas. Padres de familia integérrimos, supieron cumplir sus deberes inspirándose siempre en las enseñanzas del Evangelio, sin abandonar la cultura indígena tradicional. Su existencia constituye un modelo ejemplar de cómo se puede alcanzar la cumbre de la santidad, conservando la fidelidad a la cultura ancestral, iluminada por la gracia renovadora de Cristo”.

Con “inmensa alegrìa” habia visitado por quinta vez su «México siempre fiel» el país de la Virgen morena, Madre de América, el 30 de julio de 2002, para canonizar al “ indio sencillo y humilde que contempló el rostro dulce y sereno de la Virgen del Tepeyac, y beatificar “dos frutos de la semilla cristiana sembrada por los Padres Dominicos” “dos grandes mártires…fruto de santidad de la primera Evangelización entre los indios zapotecas… Juan Bautista y Jacinto de los Ángeles, hijos de Oaxaca, esposos y padres de familia de conducta intachable” .

Terminaba su homilía con un cálido saludo
"Me voy, pero no me voy. Me voy, pero no me ausento, pues, aunque me voy, de corazón me quedo". Que Dios te bendiga!
Era su despedida .... siempre recordando su primer viaje apostólico a aquel “¡México, México, México lindo”que “inspiró en cierto sentido todos los siguientes años del pontificado” (!Levantaos, Vamos!) y para México fue el “parteaguas en la vida contemporánea de la Iglesia católica en el país” .
Invito visitar:

martes, 29 de julio de 2008

Juan Pablo II y Guatemala - Viaje 2002



El 29 de julio de 2002 el Santo Padre Juan Pablo II llegaba a Guatemala, en brevísima visita pastoral, procedente de Toronto donde se habían celebrado las Jornadas Mundiales de la Juventud. Era su tercera visita a tierra guatemalteca, en momentos bien diferentes de las visitas anteriores (1983 y 1996) . Se había superado el enfrentamiento armado interno que había durado más de treinta y seis años, pero el pueblo de Guatemala se hallaba enfrentado a numerosas sectas que se habían instalado en el país. Los obispos guatemaltecos consideraban la visita una ocasión providencial para impulsar la vida eclesial y el testimonio apostólico de la nación, “un verdadero momento de gracia y renovación para Guatemala” y llamaban a una verdadera reconciliación del pais.


Por otro lado el portavoz de la Santa Sede, Dr Joaquin Navarro-Valls había expresado que el «El Santo Padre aprovechará su estancia para hacer un llamado al diálogo y al entendimiento».



Juan Pablo II venia a Guatemala para proclamar Santo al Hermano Pedro de Betancourt, convirtiéndolo en el primer Santo de la región. Había sido beatificado por S.S. Juan Pablo II el 22 de junio de 1980 en la Basílica de San Pedro, Roma.


"Venid vosotros, benditos de mi Padre; ...Os aseguro que cada vez que lo hicisteis con uno de estos mis humildes hermanos, conmigo lo hicisteis" (Mt 25, 34.40).




La canonización tuvo lugar al día siguiente 30 de julio 2002, durante una misa celebrada ante unas 750.000 personas en el Hipódromo del Sur de la capital guatemalteca. La ciudad de Guatemala amaneció “desbordada de fervor religioso” y vestida de fiesta, bajo la “atenta mirada de 20. 000 miembros de las fuerzas de seguridad” y la acostumbrada alfombra de flores - vieja tradición de los guatemaltecos utilizada principalmente en las fiestas religiosas - cubría la ruta entre la Nunciatura donde se hospedaba el Santo Padre hasta el Hipódromo del Sur. Presenciaba la ceremonia de canonización el “niño” del milagro, el joven español Adalberto González, oriundo del pueblo canario de Vilaflor, el mismo del misionero laico. González tenia cinco años cuando se curó milagrosamente de un linfoma y tumores en los intestinos por intercesión del Hermano Pedro.
En la homilía el Santo Padre Juan Pablo II llamo al Hermano Pedro “hombre de profunda oración” “ejemplo eximio para los cristianos de hoy, a quienes recuerda que, para ser santo, "es necesario un cristianismo que se distinga ante todo en el arte de la oración" (Novo millennio ineunte, 32)” y exhortaba a las “comunidades cristianas, de Guatemala y de otros países, a ser auténticas escuelas de oración, donde orar sea parte central de toda actividad” “El Hermano Pedro forjó así su espiritualidad – decía - particularmente en la contemplación de los misterios de Belén y de la Cruz” y agregaba “ Pedro de Betancurt se distinguió por practicar la misericordia con espíritu humilde y vida austera…fue verdaderamente hermano de todo el que vive en el infortunio y se entregó con ternura e inmenso amor a su salvación….en su dedicación a los enfermos en el pequeño hospital de Nuestra Señora de Belén, cuna de la Orden Bethlemita. El nuevo Santo es también hoy un apremiante llamado a practicar la misericordia en la sociedad actual, sobre todo cuando son tantos los que esperan una mano tendida que los socorra” “ es una herencia que no se ha de perder y que se ha de transmitir para un perenne deber de gratitud y un renovado propósito de imitación" (Novo millennio ineunte, 7
En la audiencia general del 7 de agosto 2002 Juan Pablo II recordó su breve visita pastoral a Guatemala (y México). En Guatemala –dijo- tuvo lugar la canonización del hermano Pedro de San José de Betancour, originario de Tenerife, que se llego a lejanas tierras de América para evangelizar a los pobres y a los indígenas primero en Cuba, después en Honduras y, por último, en Guatemala, a la que solía llamar su "tierra prometida". Hombre de intensa oración y apóstol intrépido de la misericordia divina…humilde y austero, supo reconocer en los hermanos, especialmente en los más abandonados, el rostro de Cristo… Su ejemplo es invitación a practicar el amor misericordioso a los hermanos, especialmente a los más abandonados.


Oraciones de Juan Pablo II por los jóvenes XVII JMJ Toronto 2002 (4)


Del discurso en la Fiesta de acogida, jueves 25 de julio de 2002


Señor Jesucristo,
proclama una vez más
tus Bienaventuranzas
ante estos jóvenes
reunidos en Toronto
para su Jornada mundial.

Mira con amor
y escucha estos corazones jóvenes
que están dispuestos a
arriesgar su futuro por ti.

Tú los has llamado a ser
"sal de la tierra y luz del mundo".
Sigue enseñándoles la verdad y la belleza
de las perspectivas que anunciaste
en la Montaña.

Transfórmalos en hombres y mujeres
de las Bienaventuranzas.
Que brille en ellos
la luz de tu sabiduría,
de forma que con
sus palabras y obras
sepan difundir en el mundo
la luz y la sal del Evangelio.

Haz que toda su vida sea
un reflejo luminoso de ti,
que eres la Luz verdadera,
que vino a este mundo,
para que quien crea en ti no muera
sino que tenga la vida eterna (cf. Jn 3, 16).


De la Homilía del Santo Padre Juan Pablo II el domingo 28 de julio de 2002


Señor Jesucristo,
conserva a estos jóvenes en tu amor.
Haz que oigan tu voz
y crean en lo que dices,
porque sólo tú tienes
palabras de vida eterna.

Enséñales cómo profesar su fe,
cómo dar su amor,
cómo comunicar su esperanza
a los demás.


Hazlos testigos convincentes
de tu Evangelio,
en un mundo que tanto necesita
de tu gracia que salva.

Haz de ellos el nuevo pueblo
de las Bienaventuranzas,
para que sean la sal de la tierra
y la luz del mundo
al inicio del tercer milenio cristiano.

María, Madre de la Iglesia,
protege y guía
a estos muchachos y muchachas
del siglo XXI.

Abrázalos a todos en tu corazón materno.
Amén.

De vacaciones con Juan Pablo II


«Cada vez que tengo la posibilidad de venir a la montaña y contemplar estos paisajes - confiaba Juan Pablo II durante el Angelus del 11 de julio de 1999 en Les Combes - , doy gracias a Dios por la majestuosa belleza de la creación. Le doy gracias por su Belleza, de la que el mundo es sólo un reflejo....... »

«Juan Pablo II no fué un turista o veraneante distraído: vivió la montaña con profunda autenticidad y simplicidad. Caminaba, contemplaba, oraba y descansaba... »


asi escribe usted Excelencia, en su obra “Karol Wojtyla: el hombre de las altas cumbres”. Puede explicarnos el sentido que el Papa atribuía a las vacaciones?

Como todo buen montañero, cuando caminaba hablaba poco, pero sabia compartir todas las emociones con su mirada profunda y luminosa como el cielo. No se le podía señalar cima alguna sin que expresara el deseo de encararla. Era incansable en el caminar, insaciable en respirar el perfume de los prados, deseoso de escuchar los profundos silencios de las alturas y contemplar el entorno de montes y glaciares.....Le encantaba disfrutar del sol, el aire, el viento, el agua tumultuosa y espumante de los torrentes. Deseaba intensamente “tocar” los montes. Le encantaba también escuchar los cantos de montaña y el acordeón, detenerse con todos, en especial al regreso, al término de la excursión. En sus numerosos discursos durante las vacaciones las exhortaciones iban siempre dirigidas a recibir las lecciones de la montaña, escuela de elevación espiritual. :«Es necesario elevarse. Las experiencias de los alpinistas y los cristianos son similares, porque tanto allí como aquí hay desafío. Es necesario superarse a si mismos, es necesario responder a aquel que nos ha superado, Jesucristo» (20 de julio 1989).

No debe olvidarse que Juan Pablo II fue un gran contemplativo y como tal se acercó siempre a la montaña.”

(de la entrevista con S.E. Mons. Alberto Maria Careggio, Obispo de Ventimiglia-San Remo - Totus Tuus julio-agosto 2007)

sábado, 26 de julio de 2008

Humanae Vitae y La teología del cuerpo

Ayer 25 de julio se cumplían 40 años de la Encíclica “Humanae vitae” del Santo Padre Pablo VI.
“Signo de contradicción” la define Giovanni Maria Vian, director de "L'Osservatore Romano" según leemos en Zenit y recuerda que el texto "rechazaba la contracepción con métodos artificiales" e iba "contra el hedonismo y las políticas de planificación familiar, a menudo impuestas a los países pobres por los más ricos" y que apenas publicada, la encíclica suscitó "una oposición sin precedentes dentro de la misma Iglesia católica".

En la Encíclica Evangelium Vitae (1995) sobre el valor y el carácter inviolable de la vida humana, que en cierta manera complementa y actualiza la Enciclica Humanae Vitae, el santo Padre Juan Pablo II nos invita anunciar el Evangelio de la vida.... anunciar el núcleo de este Evangelio y respetar, defender y promover la dignidad de cada persona humana, en todo momento y condición de su vida. Reitera los conceptos vertidos en la encíclica de Pablo VI y habla de las nuevas amenazas a la vida “Todo lo que se opone a la vida, como los homicidios de cualquier género, los genocidios, el aborto, la eutanasia y el mismo suicidio voluntario; todo lo que viola la integridad de la persona humana, como las mutilaciones, las torturas corporales y mentales, incluso los intentos de coacción psicológica; todo lo que ofende a la dignidad humana, como las condiciones infrahumanas de vida, los encarcelamientos arbitrarios, las deportaciones, la esclavitud, la prostitución, la trata de blancas y de jóvenes; también las condiciones ignominiosas de trabajo en las que los obreros son tratados como meros instrumentos de lucro, no como personas libres y responsables; todas estas cosas y otras semejantes son ciertamente oprobios que, al corromper la civilización humana, deshonran más a quienes los practican que a quienes padecen la injusticia y son totalmente contrarios al honor debido al Creador" (Evangelium Vitae Const. past, Gaudium et spes, sobre la Iglesia en el mundo actual, 27.)




El 10 de mayo pasado el Santo Padre Benedicto XVI se refirió a la actualidad de la Humanae Vitae en un discurso a los participantes de un Congreso Internacional organizado por la Universidad Pontifica Lateranense. En su discurso reiteró: “El Magisterio de la Iglesia no puede menos de reflexionar siempre profundamente sobre los principios fundamentales que conciernen al matrimonio y a la procreación. Lo que era verdad ayer, sigue siéndolo también hoy. La verdad expresada en la Humanae vitae no cambia; más aún, precisamente a la luz de los nuevos descubrimientos científicos, su doctrina se hace más actual e impulsa a reflexionar sobre el valor intrínseco que posee”

Juan Pablo II dedicó las ultimas catequesis sobre El amor humano en el plano divino (La teología del cuerpo) justamente a la Encíclica Humana Vitae

la primera de esas catequesis Las enseñanzas de la Encíclica Humanae vitae comenzaba diciendo:
“Las reflexiones que hasta ahora hemos expuesto acerca del amor humano en el plano divino, quedarían, de algún modo, incompletas si no tratásemos de ver su aplicación concreta en el ámbito de la moral conyugal y familiar. Deseamos dar este nuevo paso, que nos llevará a concluir nuestro ya largo camino, bajo la guía de una importante declaración del Magisterio reciente: la Encíclica Humanae vitae, que publicó el Papa Pablo VI, en julio de 1968. Vamos a releer este significativo documento a la luz de los resultados a que hemos llegado, examinando el designio inicial de Dios y las palabras de Cristo, que nos remiten a él”.

Después seguirían:

y al finalizar aclaraba que las catequesis dedicadas a la Encíclica Humanae vitae constituyen sólo una parte, la final, de las que han tratado de la redención del cuerpo y la sacramentalidad del matrimonio.

Invito visitar:
- El blog Familia en Construccion que contiene los tres articulos de Karol Wojtyla sobre la Humanae Vitae publicados en Osservatore Romano (tambien esto lo descubri mas tarde).
- Catequesis sobre la “Teologia del cuerpo” Juan Pablo II - abreviadas y comentadas (Misioneros del Sagrado Corazòn Perù)
- En el sitio de la Arquidiócesis de Madrid se pueden consultar todas las catequesis organizadas temáticamente
- Recomiendo también La Buhardilla de Jerónimo donde desde el Listado de descargas (margen derecho) se puede descargar el contenido de las 129 catequesis ordenadas (en archivos Word)
y
- Mis entradas anteriores:
Teologia del cuerpo

- y mis sinceras gracias al blog Familias por la Familia de San Juan, Argentina. Allí descubrí el discurso de Benedicto XVI
- Con posterioridad a esta entrada el Santo Padre Benedicto XVI ha enviado un
Mensaje con motivo del Congreso Internacional “Humanae Vitae: actualidad y profecía de una Encíclica” (Roma 3-4-octubre 2008)

viernes, 25 de julio de 2008

JMJ XVII Toronto 2002 (3) Comentarios y pensamientos


JMJ XVII Toronto 2002

La Conferencia Episcopal Canadiense en su informe elaborado sobre las Jornadas Mundiales de la Juventud 2002 realizadas en Toronto, expresaba que hubo pocas inscripciones oficiales para las Jornadas (187.000) pero que las Jornadas en sí fueron un gran éxito pastoral: 500.000 personas para el Vía Crucis, 600.000 para la Vigilia y 850.000 en la Misa de clausura, superando las expectativas de las primeras estimaciones que hablaban de 300.000 personas.

Lifesite comentaba el “milagro de la prensa” que cubrió las Jornadas desde una óptica increíblemente favorable y después de la partida del “defensor de la vida y la familia” los canadienses se seguían maravillando que tanto el Papa como las JMJ hubiesen recibido una cobertura tan positiva por parte de unos medios que son generalmente hostiles o en el mejor de los casos demuestran poco interés hacia cualquier demostración de principios religiosos o morales, en especial los principios morales que constantemente defendía Juan Pablo II. En sólo 24 horas, el impacto de la presencia de Juan Pablo II en Toronto era evidente y católicos y líderes pro-vida que debieron soportar durante meses hostilidades por parte de la prensa y autoridades anticlericales quedaban asombrados por la cobertura positiva.
Entre los casi 20.000 voluntarios que prestaron servicio en la XVII Jornada Mundial de la Juventud, en Toronto, colaboraron anglicanos, judíos y fieles de otras religiones.

Las JMJ de Toronto fueron las últimas Jornadas de Juan Pablo II y algunas palabras mueven a pensar que el Santo Padre presentía que ya no volvería a encontrarse con sus queridos jóvenes en las próximas Jornadas, esas Jornadas que eran parte de su vida y que defendía diciendo “nadie ha inventado las jornadas mundiales, fueron ellos quienes las crearon” y que fueron formando, a su vez, recuerdos imborrables en miles y miles de jóvenes en distintas partes del mundo.
En su despedida en Toronto saludó a los italianos diciéndoles “Nos vemos en Roma!” a los polacos les dijo que volvería una vez más a Polonia y a los jóvenes todos simplemente les dijo : “Cristo os espera allí (en Colonia) para la celebración de la XX Jornada mundial de la juventud…Os acompañe la Virgen María, Madre nuestra en la peregrinación de la fe”.

Su “Jornada Mundial de la Juventud” póstuma serian finalmente aquellos inolvidables primeros días de abril del 2005 en la plaza San Pedro, que todos recordamos con tremenda emoción y que han dejado huellas imborrables en tantos espíritus, entre los cuales me incluyo.

En el Angelus del 4 de agosto de 2002 retornado a Roma, después de visitar Guatemala y México, parte del mismo viaje apostólico, decía “doy gracias a la divina Providencia por haberme permitido llevar a feliz término este ulterior compromiso apostólico” Se sentía feliz también porque “Los jóvenes congregados en Toronto se dieron cuenta de que en las palabras de Jesús se hallaba la respuesta a las expectativas de alegría y esperanza que alberga su corazón.”

Muy pronto a su regreso le esperaba otro “viaje de despedida”, a su querida patria Polonia para la Consagración del Santuario de la Divina Misericordia, en Lagiewniki el 17 de agosto de 2002. Seria la última peregrinación a su patria.
La Divina Providencia actúa de verdad maravillosamente: las Jornadas en Colonia 2005 se realizarían en la patria de su amigo y sucesor, el Santo Padre Benedicto XVI, “allí donde en la imponente catedral de Colonia se venera la memoria de los Magos, los sabios que llegaron de Oriente siguiendo la estrella que los condujo a Cristo”.

Hay tantos que se pierden al buscar
Sentido de vivir, razones para amar.
Si los pudiéramos acompañar
Compartir su dolor, presentarle a Jesús;
Quizás ellos pudiesen comprender
Que es en el partir del pan
Que podemos renacer
(del himno de las Jornadas – Luz del mundo)

JMJ XVII Toronto 2002 (2)


Continuando las JMJ 2002 en Toronto, el dia 25 de julio 2002 los jóvenes recibían el saludo del Santo Padre Juan Pablo II “ a orillas del lago Ontario, que a nosotros nos recuerda otro lago, el de Tiberíades,- decía Juan Pablo II - a cuya orilla el Señor Jesús hizo una propuesta fascinante a los primeros discípulos, algunos de los cuales eran probablemente jóvenes como vosotros (cf. Jn 1, 35-42)." Y agregaba que a ellos - los jóvenes - los imaginaba “en camino a la sombra de la cruz del Jubileo en esta gran peregrinación juvenil que, pasando de continente en continente, quiere estrechar al mundo entero en un abrazo de fe y esperanza”.


En la Fiesta de acogida, reunidos en torno a la gran Cruz, el Santo Padre les hablo de las bienaventuranzas “las señales de tráfico que indican la dirección que es preciso seguir… un camino en subida, pero Jesús lo ha recorrido primero….dispuesto a recorrerlo de nuevo con vosotros. "El que me siga no caminará en la oscuridad" (Jn 8, 12)” Acogiendo ahora su cruz gloriosa, la cruz que ha recorrido, juntamente con los jóvenes, los caminos del mundo, dejad que resuene en el silencio de vuestro corazón esta palabra consoladora y exigente: "Bienaventurados...". Bienaventurados vosotros, si sois, como Jesús, pobres de espíritu, buenos y misericordiosos; si sabéis buscar lo que es justo y recto; si sois limpios de corazón, artífices de paz; si amáis y servís a los pobres. ¡Bienaventurados vosotros!”
Parte tradicional del programa de las Jornadas, ya el día anterior habían comenzado las catequesis - momentos de oración, debates, y reflexiones que terminaban con la Santa Misa - dictadas y acompañadas por obispos de todo el mundo, que tenían lugar en 129 templos y 7 salas, y continuarían los días siguientes; por las tardes los acostumbrados festivales juveniles (excepto el tiempo dedicado al Via Crucis) en varias zonas de Toronto con experiencias artísticas, religiosas y espirituales de jóvenes de todo el mundo. Por primera vez en la historia de las Jornadas los jóvenes también pudieron participar de una iniciativa de servicio social a la cual se unieron alrededor de 100.000 jóvenes.
En la tarde del viernes 26 de julio se vivía uno de los momentos más conmovedores de las Jornadas, el Vía Crucis, que partía desde el centro de la ciudad. Ese día también estuvo especialmente dedicado al Sacramento de la Reconciliación a orillas del lago, si bien se contaba con esa posibilidad prácticamente en cualquier punto de Toronto.
Los momentos culminantes de las Jornadas de los Jóvenes que son la Vigilia y la Celebración Eucarística final, ambos presididos por el Santo Padre tuvieron lugar en Downsview Park.

La noche del 27 de julio los jóvenes se reunieron en el gran Parque para la Vigilia de Oraciòn inspirada en el lema de las Jornadas "Sois la luz del mundo", con oraciones, música, testimonios de jóvenes de todo el mundo y el mensaje del Santo Padre que invitaba a su “querido pueblo de las bienaventuranzas” a “acoger la cruz de Cristo, testimonio del amor de Dios a la humanidad, a aclamar al Señor resucitado, luz que brilla en las tinieblas, a orar con los Salmos, y a escuchar la palabra del Señor, lámpara para nuestros pasos, luz en nuestro sendero (cf. Sal 119, 105) repitiendo la súplica de los Apóstoles: "Señor, enséñanos a orar". La oración será como la sal que da sabor a vuestra existencia y os orienta hacia él, luz verdadera de la humanidad”. En el discurso de la Vigilia el Santo Padre citó los comienzos de las Jornadas en 1985 cuando las “imaginaba como un momento fuerte en el que los jóvenes del mundo pudieran encontrarse con Cristo, el eternamente joven, y aprender de él a ser los evangelizadores de los demás jóvenes”. Invitó a meditar “¿sobre qué bases, sobre qué certezas es preciso construir la propia existencia y la de la comunidad a la que se pertenece?” “sólo Cristo es la "piedra angular" decía, “aunque el siglo XX a menudo pretendió prescindir de ella …se necesita una nueva generación de constructores…para la edificación de la civilización del amor …En la medida en que vuestra amistad con Cristo, vuestro conocimiento de su misterio, vuestra entrega a él, sean auténticos y profundos, seréis "hijos de la luz" y os convertiréis, también vosotros, en "luz del mundo". “Comunicad a todos la belleza del encuentro con Dios, que da sentido a vuestra vida….»Sed para el mundo el rostro del amor. »Sed para la tierra el reflejo de su luz”
El domingo 28 allí mismo en el Parque Downsview donde los jóvenes habían permanecido en vigilia a la intemperie capeando el clima, el Santo Padre, sucesor de Pedro, presidio la Eucaristía
junto a cardenales, obispos, y sacerdotes de todo el mundo. “Jesús ofrece una cosa; el "espíritu del mundo" ofrece otra – decía en la homilía – “El "espíritu del mundo" ofrece muchos espejismos, muchas parodias de la felicidad.. Quizá no haya tiniebla más densa que la que se introduce en el alma de los jóvenes cuando falsos profetas apagan en ellos la luz de la fe, de la esperanza y del amor. El engaño más grande, la mayor fuente de infelicidad es el espejismo de encontrar la vida prescindiendo de Dios, de alcanzar la libertad excluyendo las verdades morales y la responsabilidad personal…. El Señor os invita a elegir entre estas dos voces, que compiten por conquistar vuestra alma. Esta elección es la esencia y el desafío de la Jornada mundial de la juventud. ¿Para qué habéis venido desde todas las partes del mundo? Para decir juntos a Cristo: "Señor, ¿a quién iremos?" (Jn 6, 68). ¿Quién, quién tiene palabras de vida eterna? Jesús, el amigo íntimo de cada joven, tiene palabras de vida…. heredáis un mundo que tiene necesidad urgente de un renovado sentido de fraternidad y solidaridad humana. Es un mundo que necesita ser tocado y curado por la belleza y la riqueza del amor de Dios…. necesita testigos de ese amor…necesita que vosotros seáis “la sal de la tierra y la luz del mundo” y terminaba su homilía con una oración por los jóvenes.
En el Ángelus mismo Juan Pablo II anunció que las próximas Jornadas se celebrarían en el año 2005 en Colonia, Alemania. “Como peregrinos les decía a los jóvenes - , vuestro camino hacia Colonia comienza hoy. Cristo os espera allí para la celebración de la XX Jornada mundial de la juventud”

miércoles, 23 de julio de 2008

JMJ XVII Toronto 2002 (1)

"Vosotros sois la sal de la tierra...Vosotros sois la luz del mundo", (Mt 5, 13-14)

Señor, ¿qué quieres que haga? ¿Qué deseas que haga para vivir con plenitud mi bautismo y ser sal de la tierra y luz del mundo?

Cuando aún permanecía, según las propias palabras de Juan Pablo II, muy vivo en su memoria el recuerdo de los momentos extraordinarios vividos juntos en Roma durante el Jubileo del año 2000, el Santo Padre enviaba su Mensaje para la Jornada Nro XVII que se realizaría en Toronto. Serían las primeras Jornadas del nuevo milenio.
El lema elegido: las dos imágenes, de la sal y la luz, que “utilizadas por Jesús, son complementarias y ricas de sentido. En efecto, en la antigüedad se consideraba a la sal y a la luz como elementos esenciales de la vida humanad” decía Juan Pablo II desde Castel Gandolfo el 25 de julio de 2001

La delegación canadiense compuesta por 47 jovenes, encabezada por el arzobispo de Toronto, (creado Cardenal el 21 de febrero de 1998) Aloysius Ambrozic, (nacido en Eslovenia ;) había acogido la Cruz de los jovenes durante la XVI Jornada mundial de la juventud celebrada a nivel diocesano en Roma. El arzobispo Ambrozic decia entonces “ para la juventud de Canadá comienza la primera parte del viaje con esta Cruz de Cristo que nos ha sido entregada a las puertas del nuevo milenio; esta Cruz que nos habla de la entrega total del Hijo de Dios que lo eleva a El y con El a nosotros hacia el gozo de la Resurrección”.

Pero la historia de estas Jornadas en Toronto había comenzado ya a fines de 1998 con la Asamblea Plenaria de la Conferencia Canadiense de Obispos Catòlicos,
que en esa reunión ratificaron por voto casi unánime (una abstención) solicitar a la Santa Sede ser anfitriones de la JMJ 2002. Finalizadas todas las consultas el 26 de febrero de 1999 se envió a Roma el pedido oficial y la confirmación de la Santa Sede fue anunciada por Juan Pablo II en las JMJ del 2000 en Roma.


Juan Pablo II llegaba a Toronto para la celebración estas Jornadas Mundiales de la Juventud el 23 de julio de 2002. Era la tercera vez que visitaba Canadá, la primera en 1984
y la segunda, muy breve, en 1987.


En la ceremonia de bienvenida tuvo palabras especiales para los jóvenes que “representan el futuro del mundo. Pero también llevan los signos de una humanidad que con mucha frecuencia no conoce ni paz ni justicia…Demasiadas vidas comienzan y terminan sin alegría, sin esperanza. Esta es una de las principales razones – decìa - de la Jornada mundial de la juventud. Los jóvenes se están reuniendo para comprometerse, con la fuerza de su fe en Jesucristo, a servir a la gran causa de la paz y la solidaridad humana”.

Mientras el Santo Padre se retiraba para dos dias de descanso, miles de jóvenes se congregaban en el inmenso espacio del Centro de Exposiciones de Toronto donde esa misma tarde el Cardenal Aloysius Ambrozic, Arzobispo de Toronto, celebraba la Eucaristía. Acompañados por la Cruz de las Jornadas que había peregrinado 42.000 km por Canadá visitando 72 diocesis y que algunos reporteros llamaron la "antorcha olimpica" de las Jornadas, bajo un sol radiante (tambien hubo lluvia y mucha) y un fondo de 400 voces, que entonaban compuestos de los himnos de Jornadas precedentes, comenzaba oficialmente la XVII Jornada Mundial de la Juventud.

martes, 22 de julio de 2008

22 de julio de 1983 levantado el estado de sitio en Polonia


El 22 de Julio de 1983 el general Wojciech Jaruzelski, levanta el estado de sitio en Polonia. Poco después del segundo viaje apostólico de Juan Pablo II a su patria, la beatificación en su tierra de dos nuevos iconos, dos “rebeldes” el carmelita Rafael Kalinowski y “el Hermano Alberto” Chmielowski; Polonia, y cuando aun flotaba en el aire el eco de su reiterado pedido de “Una Polonia prospera y serena interesa mucho para la tranquilidad y la buena colaboración entre los pueblos de Europa”.
Dice George Weigel en Testigo de Esperanza que esa segunda visita del Papa a Polonia que duraría 8 días fortaleció la resistencia de la Iglesia y dejó en claro que no habría concesiones acerca de Solidaridad. Por otro lado Juan Pablo II había sembrado una dosis de esperanza para el futuro inmediato.

El papa polaco y el general polaco se encontraron cara a cara por primera vez durante esa visita en 1983. Este encuentro, dice Tad Szulc en su Biografia de Juan Pablo II, fue el hito mas significativo de la historia de la Polonia de la post guerra, relaciones que no fueron del agrado de los soviéticos, pero que el general Jaruzelski sin embargo mantuvo y fortaleció con el tiempo, a pesar de que en octubre de ese mismo año ocurriera la tragedia del secuestro y muerte del sacerdote Jerzy Popieluszko, fuertemente relacionado con Solidarnosc. Pero todo eso es ya otra historia, compleja e interesante.
Norman Davies en God`s Playground – A history of Poland habla así del enigmático general Jaruzelski que el 13 de diciembre de 1981 tomó a todos por sorpresa, con su golpe: a Occidente, a la estructura misma del sistema soviético, a los miembros del Consejo de Estado y a los miembros de Solidarnosc, que fueron arrestados la primer noche. Al día siguiente había tanques por todas partes, controles en los cruces, proclamada la ley marcial que informaban los folletos impresos en la Unión Soviética y a fines de año las fuerzas armadas tenían al país bajo control.
Durante 1982 Polonia fue gobernada por un Consejo Nacional de Salvataje conocido como “Cuervo” presidido por el general Jaruzelski. Cientos de arrestados, detenidos en 49 campos, reprimidos y muertos, otros obligados a firmar “compromisos de lealtad” . Las instituciones “purgadas”, las principales industrias militarizadas, impuesta la disciplina militar. La ley marcial dominaba la vida social. Walesa fue detenido y no obstante los muchos intentos de los pocos miembros de Solidarnosc que quedaban libres no lograron desafiar el férreo control militar. El slogan de Solidarnosc aparecido en 1982 escrito en las paredes “Zima wasza, wiosna nasza” (el invierno vuestro, la primavera nuestra) se fue desdibujando, todos los actos y demostraciones eran reprimidos hasta que las autoridades se sintieron suficientemente fuertes para declarar a Solidarnosc literalmente borrada, sus miembros denigrados y considerados criminales. La primavera siguió siendo del régimen. Luego trataron de aplastar a los “molestos” intelectuales: periodistas, actores, hasta la asociación de “católicos progresistas” fue purgada pensando que se estaba atacando las raíces y sin embargo solo estaban arañando la superficie pues ningún sector importante de la sociedad polaca sucumbió a la causa comunista.
Se deterioró la economía, el standard de vida en picada, la brecha entre poder adquisitivo y salarios aumentaba y los salarios caían. Las finanzas del estado se debilitaban y la imagen de Polonia estaba deteriorada..
Pero a pesar de todo la conducción de la política en Polonia no mostraba las características tajantes de los demás regimenes militares ni del propio estilo soviético de “normalización”. La represión era altamente selectiva. No existió el terror de Hungria en 1956 , ni la “normalización” de Checoslovaquia después de 1968. No hubo deportaciones masivas ni tampoco un control soviético directo. Por algún motivo, no del todo claro hacia el final del estado de sitio, el régimen militar ni siquiera explotó sus nuevos poderes al máximo y el general Jaruzelski en sus memorias expresa que eligió el mal menor, a los ojos de los soviéticos increíblemente “débil” . Por otro lado Jaruzelski no sólo fué un hombre de Moscú en Polonia sino que servía a los intereses militares dentro del aparato soviético. Habiéndose hecho cargo de la Republica del Pueblo le había ahorrado al ejército soviético una tarea desagradable y por otro lado al desplegar el ejército polaco había minimizado las posibilidades de una eventual invasión soviética de Polonia. Fue el primer líder polaco después de la guerra en poner a Polonia en una posición capaz de defenderse por si misma. Su enfoque cubría ambos flancos. Aplastó las esperanzas de Solidarnosc, pero al mismo tiempo evitó una ofensiva contra Polonia . Un político “sofisticado” miembro del círculo intimo del bloque, en espera de un puesto más importante. Hombre que parecía ver las señales de debilitamiento del sistema, que “interpreto” la necesidad de reformas y que coincidía en ello con Gorbachov. Ambos se dieron cuenta que los viejos métodos comunistas ya no servían y que el sistema solo podría sobrevivir con una gran dosis de cooperación popular. De manera que ambos evitaron los extremos. Jaruzelski persiguió a los ilegales, pero permitió que existieran. Invito al papa polaco para una segunda visita en junio de 1983 y luego debió tragarse la píldora del Premio Nobel de la Paz otorgado a Walesa. Pero fue recién en diciembre de 1988 que las autoridades decidieron retomar las conversaciones con Solidarnosc, legalizada luego en 1989. Jaruzelski Presidente fue sucedido por el lider Walesa en diciembre de 1990. Una década durísima pero apasionante de la historia de Polonia.

Invito a leer el Diario de Solidarnosc

lunes, 21 de julio de 2008

JMJ 2008 despedida


Y el Santo Padre Benedicto XVI concluía su segunda Jornada Mundial de la Juventud.
En la ceremonia de despedida en el Aeropuerto internacional de Sydney agradeció la amable hospitalidad a las autoridades para con él, sus acompañantes y para con todos los participantes de la JMJ, a los habitantes y a la comunidad empresarial por el generoso apoyo, y en especial a las familias, tanto de Australia como Nueva Zelanda, que habían abierto sus puertas y sus corazones a los jóvenes, para quienes tuvo también un saludo especial.

En un breve repaso de los días vividos decía el Santo Padre.
“Al volver la vista atrás hacia estos días emocionantes pienso en escenas significativas. Me ha impactado mucho la visita a la tumba de Mary MacKillop, y agradezco a las Hermanas de San José la oportunidad que he tenido de orar en el Santuario de su co-fundadora. Las estaciones del Viacrucis por las calles de Sydney nos han recordado con vigor que Cristo nos ha amado «hasta el extremo» y que ha compartido nuestros sufrimientos para que nosotros pudiéramos compartir su gloria. El encuentro con los jóvenes en Darlinghurst ha sido un momento de alegría y gran esperanza, un signo de que Cristo puede levantarnos de las situaciones más difíciles, reponiendo nuestra dignidad y permitiéndonos mirar adelante hacia un futuro mejor. El encuentro con los responsables ecuménicos e interreligiosos ha estado marcado por un espíritu de auténtica hermandad y de un deseo profundo de mayor colaboración en el compromiso de edificar un mundo más justo y pacífico. Y, sin duda, los puntos culminantes de mi visita han sido los encuentros de Barangaroo y la Cruz del Sur. Aquellas experiencias de oración, nuestra jubilosa celebración de la Eucaristía, han sido un testimonio elocuente de la obra vivificante del Espíritu Santo, presente y activo en el corazón de nuestros jóvenes. La Jornada Mundial de la Juventud nos ha enseñado que la Iglesia puede alegrarse con los jóvenes de hoy y estar llena de esperanza por el mundo del mañana”

Y se despedía finalmente de Sydney pidiendo “a Dios que dirija su mirada amorosa sobre esta ciudad, sobre este País y sobre sus habitantes”

Adiós Australia, hola Madrid 2011!
Invito visitar el blog de JJ Noblejas "Exito rotundo de la Jornada Mundial de la Juventud en Sydney" - como todos sus temas, siempre con enlaces interesantes (no se pierdan el de Aceprensa - Michael Cook)
también el blog de Stefano Migliorelli, su interesante resumen sobre las Jornadas y la reacción de la prensa: “No se veía un espíritu así desde las olimpiadas”….. “Calida bienvenida y una gozosa revelación”…. “Diferentes, pero unidos en el espíritu” ….“Fiesta en la ciudad, con 150 mil invitados”…. “Divertirse es ahora una gran cosa de la fe” . Me recuerda en cierta manera las Jornadas Mundiales de la Juventud celebradas en Roma en el 2000.
Y la impresionante cronolologia de las Jornadas con videos incluidos de Marta Salazar. Gracias Marta.
Y quien quiera leer algo en ingles, imperdible el blog de la Arquidioceis de Toronto

domingo, 20 de julio de 2008

JMJ 2011 Madrid


JORNADA MUNDIAL DE LA JUVENTUD 2011

Un Santo Padre distendido y feliz, (contra todos los agoreros que lo decían cansado y los que opinaban que Australia había sido una mala opción) terminado el Angelus, decia:

“Llega ahora el momento de deciros adiós o, más bien, hasta la vista.
Os doy las gracias a todos por haber participado en la Jornada Mundial de la Juventud 2008, aquí en Sidney, y espero que nos volvamos a ver dentro de tres años.
La Jornada Mundial de la Juventud 2011 tendrá lugar en Madrid, en España.
Hasta ese momento, recemos los unos por los otros, y demos ante el mundo un alegre testimonio de Cristo. Que Dios os bendiga”

Y si bien el rumor fuerte flotaba en el aire y había sido casi “oficialmente” anticipado, faltaba la confirmación del Santo Padre…
y palpitaron los corazones, flamearon las banderas y el hipódromo de Randwick explotó en júbilo al grito de "soy español" y "sí, sí sí, nos vamos a Madrid" llevando el eco a los cuatro vientos de ese enorme espacio, a 6 kms al sudeste del centro de Sydney.

Vamos! Estamos todos con ustedes! Que alegria! Cierta sana envidia sí que nos da:

España privilegiada por segunda vez! (la primera fue la la IV Jornada Mundial de la Juventud, presidida por Juan Pablo II en Santiago de Compostela y Asturas)

Y vaya privilegio y responsabilidad para los españoles que participaron en estas Jornadas!

A multiplicar los dones recibidos!

«Recibiréis la fuerza del Espíritu Santo, que vendrá sobre vosotros, y seréis mis testigos» (Hch 1, 8)

JMJ 2008 Domingo 20 de julio 2008 homilia


«Cuando el Espíritu Santo descienda sobre vosotros, recibiréis fuerza» (Hch 1,8)
...“Queridos jóvenes, permitidme que os haga una pregunta. ¿Qué dejaréis vosotros a la próxima generación? ¿Estáis construyendo vuestras vidas sobre bases sólidas? ¿Estáis construyendo algo que durará? ¿Estáis viviendo vuestras vidas de modo que dejéis espacio al Espíritu en un mundo que quiere olvidar a Dios, rechazarlo incluso en nombre de un falso concepto de libertad? ¿Cómo estáis usando los dones que se os han dado, la «fuerza» que el Espíritu Santo está ahora dispuesto a derramar sobre vosotros? ¿Qué herencia dejaréis a los jóvenes que os sucederán? ¿Qué os distinguirá?.....
Fortalecida por el Espíritu y provista de una rica visión de fe, una nueva generación de cristianos está invitada a contribuir a la edificación de un mundo en el que la vida sea acogida, respetada y cuidada amorosamente, no rechazada o temida como una amenaza y por ello destruida. Una nueva era en la que el amor no sea ambicioso ni egoísta, sino puro, fiel y sinceramente libre, abierto a los otros, respetuoso de su dignidad, un amor que promueva su bien e irradie gozo y belleza. Una nueva era en la cual la esperanza nos libere de la superficialidad, de la apatía y el egoísmo que degrada nuestras almas y envenena las relaciones humanas……
El mundo tiene necesidad de esta renovación. En muchas de nuestras sociedades, junto a la prosperidad material, se está expandiendo el desierto espiritual: un vacío interior, un miedo indefinible, un larvado sentido de desesperación. ¿Cuántos de nuestros semejantes han cavado aljibes agrietados y vacíos (cf. Jr 2,13) en una búsqueda desesperada de significado, de ese significado último que sólo puede ofrecer el amor? Éste es el don grande y liberador que el Evangelio lleva consigo: él revela nuestra dignidad de hombres y mujeres creados a imagen y semejanza de Dios. Revela la llamada sublime de la humanidad, que es la de encontrar la propia plenitud en el amor. Él revela la verdad sobre el hombre, la verdad sobre la vida.
También la Iglesia tiene necesidad de renovación. Tiene necesidad de vuestra fe, vuestro idealismo y vuestra generosidad, para poder ser siempre joven en el Espíritu (cf. Lumen gentium, 4)….. La Iglesia tiene especialmente necesidad del don de los jóvenes, de todos los jóvenes. Tiene necesidad de crecer en la fuerza del Espíritu que también ahora os infunde gozo a vosotros, jóvenes, y os anima a servir al Señor con alegría. Abrid vuestro corazón a esta fuerza. Dirijo esta invitación de modo especial a los que el Señor llama a la vida sacerdotal y consagrada. No tengáis miedo de decir vuestro «sí» a Jesús, de encontrar vuestra alegría en hacer su voluntad, entregándoos completamente para llegar a la santidad y haciendo uso de vuestros talentos al servicio de los otros.
Que por la amorosa intercesión de María, Madre de la Iglesia, esta XXIII Jornada Mundial de la Juventud sea vivida como un nuevo cenáculo, de forma que todos nosotros, enardecidos con el fuego del amor del Espíritu Santo, continuemos proclamando al Señor resucitado y atrayendo a cada corazón hacia Él. Amén”
(de la homilia de Benedicto XVI en la celebracion eucaristica para la XXIII Jornada Mundial de la Juvnetud - Hipodromo de Randwick, Domingo 20 de julio 2008

sábado, 19 de julio de 2008

JMJ 2008 - La vigilia


El hipódromo de Randwick a oscuras, en respetuoso silencio se va iluminando lentamente con la luz de las lámparas - llamada a la adoración – que portan los bailarines del Ballet de Sydney entrando al paso de una danza litúrgica. La Cruz de las jornadas, que esta noche de vigilia culmina su largo viaje, es colocada, junto al estandarte de las JMJ sobre el escenario a la espera de la llegada del Santo Padre.

Entra Benedicto XVI, acompañado por 12 peregrinos, poco antes de las 19,00 para celebrar la vigilia alli donde en 1995 Juan Pablo II había beatificado a Sor Mary MacKillop, ahora una de las figuras entre los diez patrones de estas Jornadas. La asamblea entona el himno "Nuestra Señora de la Cruz del Sur" con el fondo de un escenario al rojo vivo que refleja el color de la Gran Tierra del Sur, Australia y el fuego del Espíritu Santo.

El Santo Padre inicia la ceremonia “En el nombre del Padre, del Hijo, y del Espíritu Santo” Encendida la vela Pascual - símbolo de los dones del Espíritu Santo a los presentes - es pasada de a uno a los 12 jóvenes. Un sinfín de luces invade el campo, simbolizando a Cristo en la oscuridad, dándole fuerza a la solemne naturaleza de la vigilia. Siete jóvenes dan sus testimonios, cada uno de ellos basado en uno de los dones del Espíritu Santo (sabiduría, entendimiento, ciencia, consejo, piedad, fortaleza y temor de Dios)
El Santo Padre preside las oraciones antes de cada testimonio de los peregrinos de Polonia, Tailandia, Italia, Chile, Alemania y Sri Lanka y Australia.
La homilia del Papa termina con las palabras que pronuncio la beata Mary MacKillop cuando tenía veintiséis años: «Cree en todo lo que Dios te susurra en el corazón». Creed en él. Creed en la fuerza del Espíritu de amor. Terminada la homilía el Santo Padre invitó a la adoración del Santísimo Sacramento en silencio.

Imagino entre ese mar de jóvenes entusiastas a los grupos argentinos, a los jóvenes de las naciones vecinas y latinoamericanas, a los españoles…y a mi amiga Petra .... escuchando las palabras que el Santo Padre les regalaba en vivo …”. Madurad vuestra fe a través de vuestros estudios, el trabajo, el deporte, la música, el arte. Sostenedla mediante la oración y alimentadla con los sacramentos, para ser así fuente de inspiración y de ayuda para cuantos os rodean. En definitiva, la vida, no es un simple acumular, y es mucho más que el simple éxito. Estar verdaderamente vivos es ser transformados desde el interior, estar abiertos a la fuerza del amor de Dios. Si acogéis la fuerza del Espíritu Santo, también vosotros podréis transformar vuestras familias, las comunidades y las naciones. Liberad estos dones. Que la sabiduría, la inteligencia, la fortaleza, la ciencia y la piedad sean los signos de vuestra grandeza.”
Y despues 235.000 peregrinos pasaron la noche en adoración al Santísimo Sacramento, oraciones y cantos.

Esperamos ansiosos los testimonios a su regreso.

Feliz dia del amigo!


Este blog existe por la inquietud de varios amigos de Juan Pablo II y el interés de un grupo mayor de amigos que frecuentábamos el Foro original (que tanto añoramos) del Sitio Oficial de la Causa de Beatificación y Canonización de Juan Pablo II.
Pero debo admitir además que a lo largo de algo menos de un año (este blog cumple su primer año en agosto) se han sumado muchos amigos mas, cuya visita me enorgullece y a quienes les estoy enormemente agradecida, por la amistad y las palabras de aliento.
Así que permítanme decirles a todos

MUY FELIZ DIA DEL AMIGO!
Ljudmila

Aunque soy consciente que este dia no se festeja en todo el mundo de habla hispana, pero a quien puede molestarle un buen deseo y es de corazón!

viernes, 18 de julio de 2008

JMJ 2008 - rezar a cielo abierto


Leo en el el blog del vaticanista Luigi Accattoli: que escribe desde Sydney, (y me permito traducir):

En Sydney, esta ciudad futurista, se puede rezar a cielo abierto en tantos lugares: lo estoy viendo mientras escribo y en la metrópoli se desarrolla un Via Crucis que lleva toda la tarde. Lo he seguido por calles y plazas y ahora observo desde la ventana de mi habitación que da sobre la bahía de Darwin, entre el Centro de Convenciones y el Acuario. A los costados de la dársena semicircular, que forman un área peatonal permanente, sentados en el suelo, se han abarrotado los jóvenes, serán entre tres y seis mil. Siguen la representación de las 14 estaciones vistas en una gran pantalla que se levanta sobre una pasarela, en medio del agua. Sobre la pasarela se vera finalmente representada la escena del cireneo (séptima estación), mientras las otras han tenido lugar en otras partes de la ciudad que tiene mas de cuatro millones de habitantes. Ochenta figuras en ropas de época, y las escenas intercaladas por cantos y meditaciones…. . y largos intervalos de oración en silencio. Tres estaciones – de la cuarta a la sexta: Pilatos, la flagelación y la cruz – fueron representadas sobre las gradas de la Opera, el edificio-símbolo de Sydney, la primera en la plaza de la catedral de Santa Maria, la ultima en Barangaroo. Los ciento cincuenta mil lo han seguido todo en una veintena de grupos: algunos las 14 estaciones, otros frente a las grandes pantallas. Caminando entre aquellas multitudes he experimentado una percepción casi física que es posible la oración pública en una ciudad mundial, de la cual Sydney (donde se hablan doscientas lenguas) es un microcosmos claramente convincente. Un descubrimiento que debemos a Juan Pablo II, inventor de las Jornadas de la Juventud, que Benedicto ha heredado, vacilante primero, entusiasta ahora.

JMJ 2008 nuestros hermanos chilenos


La fe desborda en las calles de Australia Sydney ciudad diversa, bella y sorprendida.
Noticias de nuestros hermanos chilenos en Sydney

“En Sydney se puede constatar que algo ha cambiado en estos días en que se celebra la XXIII Jornada Mundial de la juventud, pues si bien sus habitantes están acostumbrados a convivir con diferentes razas y culturas, al recorrer sus calles la alegría, los cánticos, las banderas, y vestimentas coloridas como poleras, mantas y gorros alusivos a los países, han modificado el ritmo pausado de los australianos.
Para nadie pasa inadvertido que en el Centro de Convenciones y Exhibiciones más importante de la ciudad, convivan en salones contiguos las nuevas marcas y tecnologías y el Expocarisma, donde alrededor de 100 organizaciones acompañan a los jóvenes a discernir qué quiere el Señor de sus vidas.
Otro ejemplo evidente, es que cada tarde en las afueras de Darwin Centre, un lugar inminentemente comercial y turístico, con interminables luces en sus edificios, decenas de sacerdotes confiesan a los jóvenes, que venidos de todos los continentes, dejan un espacio para reconciliarse y vivir intensamente lo que les resta de este encuentro.
Por ello, más sorpresa causó ayer la representación de las catorce estaciones del Vía Crucis que se inició en la Catedral de St Mary, pasando por Domain, art Gallery of de New South Wales, Sydney Opera House, Darling Harbour hasta Barangaroo, con una magnífica actuación en escenarios naturales impresionantes, así se revivieron los diferentes pasajes del evangelio mientras los más de 250 mil asistentes, reflexionaron y oraron en comunidad.
A esta hora, siguen llegando peregrinos para sumarse a las dos actividades más importantes del encuentro, se espera que en la Vigilia y la Misa de clausura se reúnan unos 500 mil peregrinos”

Y nuestros hermanos chilenos agregan orgullosos que en el Hipódromo de Randwick, durante la vigilia, José Cárcamo, chileno de la Parroquia San Diego de Alcalá, Capilla San Agustín de Huechuraba, ofrecerá un testimonio del coraje de los jóvenes cristianos en su patria. Y por la mañana del domingo, en la Eucaristía, otro chileno, Germán Silva, cantante radicado en la ciudad de Melbourne, será uno de los interpretes de la versión internacional del Himno Oficial de la Jornada “Receive the Power”.

Y dos chilenos, creyendo que eran objeto de una broma recibieron en sus correos electrónicos la confirmación de que serían parte de la escolta del barco que llevaría al Papa Benedicto XVI a presidir su primera actividad oficial en la XXIII Jornada Mundial de la Juventud (JMJ). Jorge Juárez y Ane Marie Kampp se habian inscripto en un sorteo en la página oficial de la JMJ sin saber que ese click los llevaría a una aventura inolvidable que podrían compartir con un peregrino más, informa la Conferencia Episcopal de Chile. (ZENIT.org)

JMJ 2008 noticias de EWTN


Fue espectacular dice el padre Mark de EWTN en su blog de las Jornadas

"El Santo Padre arribo a la Bahia de Sydney a bordo de un barco pasando la Opera…y se encontraba en el Muelle Barangaroo
El papa Benedicto entiende de gestos y maneja bien las imágenes fuertes. Simplemente sonrió, elevó sus brazos, luego rió y disfruto el momento. Y que momento! El saludo le correspondió al cardenal Pell quien expresó que no se había visto en Sydney un recibimiento así desde la llegada del primer arzobispo católico irlandés Patrick Francis Moran, el 8 de septiembre de 1884.
El Papa se veía cómodo, sonriendo a todos a su alrededor y reaccionando a las respuestas de la multitud. Todas las preocupaciones acerca de su forma de ser se habían disipado. El puede ser exactamente lo que es, él mismo y hace su propia contribución a la Iglesia.
La llegada del papa a la JMJ es por cierto una de las celebraciones clave de la semana, que no es un mero encuentro de jóvenes. El papa es el pastor universal de la Iglesia y su presencia entre su rebaño es causa de regocijo. En tiempos del predominio del libertinaje sobre la libertad, de voces que pregonan autonomías y no obediencias, invitándonos a vivir los sentidos y no la verdad objetiva, - se habían congregado allí 250.000 jóvenes que vivaban al sucesor de Pedro, defensor de estos ideales.
….El Papa los alentó a buscar la verdad, lo bueno y lo hermoso y les recordó que precisamente en esa búsqueda ejercemos nuestra libertad – y encontramos felicidad y alegría.
Los jóvenes poseen un don especial de generosidad y esperanza. Ellos quieren una causa, algo por lo cual dar sus vidas. Sienten una esperanza natural de felicidad y de realización. Son testigos ante todos nosotros que podemos haber dejado de lado esos ideales.
El Santo Padre les dijo en su discurso
Nuestro mundo está cansado de la codicia, de la explotación y de la división, del tedio de falsos ídolos y respuestas parciales, y de la pesadumbre de falsas promesas. Nuestro corazón y nuestra mente anhelan una visión de la vida donde reine el amor, donde se compartan los dones, donde se construya la unidad, donde la libertad tenga su propio significado en la verdad, y donde la identidad se encuentre en una comunión respetuosa. Esta es obra del Espíritu Santo”
El papa Benedicto quiere que testimoniemos esta obra del Espíritu Santo en nuestras vidas. Sirviéndonos de los sacramentos podemos convertirnos en verdaderos testigos. Oremos por nuestros jóvenes y compartamos ese testimonio suyo del poder del Espíritu Santo
”.
----
Australia tiene una población de 20 millones 700 mil habitantes, de los que 5 millones 704 mil son católicos; es decir el 27,56 por ciento de la población. Existen 33 circunscripciones eclesiásticas, mil 390 parroquias y 109 centros pastorales de otro tipo.
Actualmente hay 65 obispos, tres mil 125 sacerdotes, 7 mil 950 religiosos, 40 miembros laicos de institutos seculares y 8 mil 192 catequistas. Los seminaristas menores son 83 y los mayores 244.
Un total de 736 mil 288 alumnos asisten a los dos mil 252 centros de educación católicos, desde el jardín de infancia hasta la universidad.
En lo que concierne a los centros caritativos y sociales de propiedad de la Iglesia o que son dirigidos por eclesiásticos o religiosos, en Australia hay: 58 hospitales, 5 ambulatorios, 407 hogares para ancianos e inválidos, 164 orfanatos y guarderías, 210 consultorios familiares y otros centros para la protección de la
vida, 480 centros especiales de educación o reeducación social y 24 instituciones de otro tipo.
Los datos están actualizados al 31 de diciembre de 2006.
Fuente : Aciprensa

jueves, 17 de julio de 2008

JMJ 2008 17 y 18 de julio 2008


Del Discurso del Santo Padre Benedicto XVI en la Ceremonia de acogida de los jóvenes en el Muelle Barangaroo, Sydney, jueves 17 de julio 2008:

“…..Queridos amigos, la vida no está gobernada por el azar, no es casual. Vuestra existencia personal ha sido querida por Dios, bendecida por él y con un objetivo que se le ha dado (cf. Gn 1,28). La vida no es una simple sucesión de hechos y experiencias, por útiles que pudieran ser. Es una búsqueda de lo verdadero, bueno y hermoso. Precisamente para lograr esto hacemos nuestras opciones, ejercemos nuestra libertad y en esto, es decir, en la verdad, el bien y la belleza, encontramos felicidad y alegría. No os dejéis engañar por los que ven en vosotros simplemente consumidores en un mercado de posibilidades indiferenciadas, donde la elección en sí misma se convierte en bien, la novedad se hace pasar como belleza y la experiencia subjetiva suplanta a la verdad.
Cristo ofrece más. Es más, ofrece todo. Sólo él, que es la Verdad, puede ser la Vía y, por tanto, también la Vida. Así, la «vía» que los Apóstoles llevaron hasta los confines de la tierra es la vida en Cristo. Es la vida de la Iglesia
Cómo cristianos, estáis en este mundo sabiendo que Dios tiene un rostro humano, Jesucristo, el «camino» que colma todo anhelo humano y la «vida» de la que estamos llamados a dar testimonio, caminando siempre iluminados por su luz (cf. ibíd., 100)…”.


Programa Viernes 18 de julio de 2008. Las horas corresponden a Sydney (GMT +10) -

Fuente ACIPRENSA

Viernes, 18 de Julio de 2008
7.30 Santa Misa privada en la Capilla de la St. Mary’s Cathedral House de Sydney
9.30 Audiencias privadas por separado al Gobernador del New South Wales, al Premier del New South Wales y al Alcalde de Sydney, con sus respectivas familias, en la Reception Hall de la St. Mary’s Cathedral House de Sydney
10.25 Traslado a pie desde la St. Mary’s Cathedral House a la Cripta de la St. Mary’s Cathedral de Sydney
10.30 Encuentro ecuménico en la Cripta de la St. Mary’s Cathedral de Sydney Discurso del Santo Padre
11.15 Traslado a pie desde la Cripta a la Sala Capitular de la St. Mary’s Cathedral de Sydney
11.20 Encuentro con los representantes de otras religiones en la Sala Capitular de la St. Mary’s Cathedral de Sydney Discurso del Santo Padre
12.00 Traslado a pie desde la St. Mary’s Cathedral a la St. Mary’s Cathedral House de Sydney
12.30 Comida con los jóvenes en la Reception Hall de la St. Mary’s Cathedral House de Sydney
14.55 Traslado a pie desde la St. Mary’s Cathedral House a la St. Mary’s Cathedral de Sydney
15.00 Oración de inicio del Vía Crucis en la plaza adyacente a la St. Mary’s Cathedral de Sydney
El Santo Padre pronuncia la oración al final de la Primera Estación y seguirá el Vía Crucis por televisión desde la Cripta de la St. Mary’s Cathedral de Sydney.
18.30 Traslado en coche desde la St. Mary’s Cathedral a la iglesia del Sagrado Corazón de la Universidad de Notre Dame de Sydney
18.45 Encuentro con un grupo de jóvenes en la comunidad para la recuperación de la Universidad de Notre Dame en la iglesia del Sagrado Corazón de la Universidad de Notre Dame de Sydney Discurso del Santo Padre
19.45 Traslado en coche desde la iglesia del Sagrado Corazón de la Universidad de Notre Dame a la St. Mary’s Cathedral House de Sydney
20.00 Llegada a la St. Mary’s Cathedral House de Sydney


Invito visitar:
Todos en uno todos por uno - convergencia de algunos medios católicos en un proyecto de puesta en común de contenidos

miércoles, 16 de julio de 2008

16 de julio Fiesta de la VIrgen del Carmen

“Que la bienaventurada Virgen del Monte Carmelo, a quien hoy invocamos con particular devoción, nos ayude a subir sin cansarnos hacia la cima del monte de la santidad; y nos ayude a amar por encima de todo a Cristo, que revela al mundo el misterio del amor divino y la verdadera dignidad del hombre”. (Angelus Juan Pablo II 16 07 2000).

Conocemos el amor de Juan Pablo II a la Virgen Maria y también su particular devoción a la Virgen del Carmen y al escapulario, que le fue impuesto en su pueblo natal de Wadowice a los 10 años, allí “sobre la colina” como le gustaba decir, del monasterio carmelita (que ahora atesora su escapulario entregado después de su muerte), cuya fundación se remontaba a los tiempos de San Rafael Kalinowski. Una devoción fortalecida con sus oraciones diarias en familia, aquel seminario doméstico de la calle Koscielna (su hogar) en Wadowice y sus peregrinaciones a los santuarios marianos de Jasna Gora y Kalwaria Zebrzydowska.
Un largo camino mariano hasta la elección del lema espiscopal y después papal “Totus Tuus” .

En “Don y Misterio” nos cuenta de su vida en la parroquia salesiana de Debniki, sobre su guia y mentor el sastre Tyranowski, acrecentando en el su interés por la espiritualidad carmelitana que continuaría en Cracovia en el monasterio de los Padres Carmelitas Descalzos en la calle Rakowicka. Hasta llegó a considerar entrar en el Carmelo “dudas resueltas por el Arzobispo Cardenal Sapieha, quien -con el estilo que lo caracterizaba- dijo escuetamente: "Es preciso acabar antes lo que se ha comenzado''.


En su Mensaje a la Orden del Carmelo Juan Pablo II decía con respecto al escapulario: “El escapulario es esencialmente un "hábito". Quien lo recibe se une o se asocia, en un grado más o menos íntimo, a la Orden del Carmen, dedicada al servicio de la Virgen para el bien de toda la Iglesia (cf. Fórmula de la imposición del escapulario, en el "Rito de la bendición e imposición del escapulario", aprobado por la Congregación para el culto divino y la disciplina de los sacramentos, 5 de enero de 1996). Por tanto, quien se reviste del escapulario se introduce en la tierra del Carmelo, para "comer sus frutos y sus productos" (cf. Jr 2, 7), y experimenta la presencia dulce y materna de María en su compromiso diario de revestirse interiormente de Jesucristo y de manifestarlo vivo en sí para el bien de la Iglesia y de toda la humanidad (cf. Fórmula de la imposición del escapulario)”
Invito visitar:
e-aquinas, Septiembre 2004 dedicado al Escapulario del Carmen

Tienes un SMS de BXVI


Que grande el Papa!
Benedicto XVI envía mensaje de texto a los jóvenes

Sydney (Australia), 16 Jul. 08
Recibiste un SMS, de Benedicto XVI

El papa Benedicto XVI envió su primer mensaje de texto (SMS) durante la XXIII Jornada Mundial de la Juventud (JMJ), organizada en Sydney, Australia.

Fue un mensaje de texto masivo, en el que se dirigió a cientos de jóvenes, en el lenguaje propio del medio, utilizando la letra ''u'' por la palabra ''you'' y firmando como BXVI.

"Young friend, God & his people expect much from u, because u have within u the Father''s supreme gift: the Spirit of Jesus - BXVI", dice el SMS en la version en ingles.

en castellano:
"Joven amigo, Dios y su gente esperan mucho de ti, porque tú tienes dentro de ti el mejor regalo del Padre: El Espíritu de Jesús - BXVI".+
Fuente: AICA

martes, 15 de julio de 2008

Fiesta de Nuestra Señora del Carmen - vìspera


Estamos en vísperas de la fiesta de Nuestra Señora del Carmen, “Flor del Carmelo, “Madre solícita y Guía en el camino de la santidad” “Maria, estrella del mar”, fiesta carmelitana por excelencia, pero que mediante la difusión del santo escapulario se ha convertido con el tiempo, en “rico patrimonio mariano y tesoro para toda la Iglesia” (Juan Pablo II).

Recuerdo con profunda emoción y reverencia mi experiencia con esta fotografía de un Karol Wojtyla, que posa en su lugar de trabajo entonces en una construcción militar en julio de 1939 en Polonia del este (ahora Ucrania occidental).

Cuando estuve en Roma en abril del 2005, Un Viaje inolvidable, al pasar por la iglesia Santa Maria in Traspontina sobre Via della Conciliazione a pasos de la Basílica San Pedro, algo me hizo subir la escalinata …. sobre la puerta de entrada misma ví este poster que verdaderamente me impactó. Un joven de 19 años con el escapulario a pecho descubierto! Ya había pasado por allí en viajes anteriores pero no recordaba haber entrado. Entré entonces a esta Iglesia de los padres carmelitas y la hermosa imagen de la Virgen del Carmen quedaría en mi memoria para siempre ligada a esta fotografía de Karol Wojtyla.

Fue tan fuerte el sentimiento que al regreso de mi viaje sentí necesidad de comunicarlo, busque los datos y mande un mail muy breve diciéndoles a los padres carmelitas que acababa de volver de un viaje a Roma y a Polonia y que una de las cosas que más me habían impactado en mi viaje era justamente esa fotografía (en realidad un poster).

Y alli probablemente hubiese terminado la historia de no haber ocurrido el viaje del 2006. Esta vez con mis amigas polacas Jola y Karolina y la alemana Petra; claro quería que ellas también vieran el poster. Cierta tristeza primero pues ya no estaba allí sobre la puerta… pero además quería mostrarles la preciosa imagen de la Virgen. Y entramos. Todavía recuerdo mi casi grito Oh my God, my e-mail! Esas fueron textualmente mis palabras…Allí al costado derecho de la Virgen estaba el poster ahora colocado sobre un pequeño atril y pegado a su lado mi mail en español y traducido al italiano.
Ya nunca podré pasar por allí sin entrar y sin volver a vivenciar la indecible alegría que literalmente me embriagó ese día y la profunda marca que ha dejado en mi espíritu ese privilegio de ver mis palabras alli entre Karol Wojtyla y la Virgen del Carmen. Ya no están allí pero la experiencia es un recuerdo brillante del mosaico de mis vivencias..

Jornadas Mundiales de la Juventud 2008 en vivo y en diferido

Jornada Mundial de la Juventud 2008 (Sidney, Australia)

El canal católico de televisión EWTN transmitirá el viaje apostólico de Benedicto XVI a Australia con ocasión de la Jornada Mundial de la Juventud 2008 que se llevará a cabo en Sydney del 15 al 20 de julio.
Mañana a las 3 (hora de Buenos Aires) se transmitirá en vivo la misa de apertura, presidida por el cardenal George Pell, y repetirá a las 15 y a las 22.30. El resto de las actividades del Papa que se emitirán son:

Jueves 17 - Ceremonia de bienvenida en la Casa de Gobierno: 1.30 en vivo (del 16 de julio), y repite a las 14 y a las 22.
Viernes 18 - Oración de inicio del Vía Crucis en la plaza adyacente a la catedral de Santa María: 1.30 en vivo y repite a las 14.
Sábado 19- Misa y consagración del nuevo altar con los obispos australianos, seminaristas, novicios y novicias en la catedral: a las 20 en vivo (del 18 de julio) y repite a la 1.30. Vigilia con los jóvenes en el Hipódromo de Randwick: 5.30 en vivo, 14 y 2 (20 de julio), repetición.

Domingo 20- Misa y Ángelus para la XXIII Jornada Mundial de la Juventud, también en el Hipódromo: a las 20 en vivo y repetirá a las 14.30 y a las 22.
fuente: AICA