Llamados a ser santos

Llamados a ser santos
“Todos estamos llamados a la santidad, y sólo los santos pueden renovar la humanidad.” (San Juan Pablo II).

domingo, 23 de mayo de 2010

Sancte Spiritus, veni!


"¡Abríos con docilidad a los dones del Espíritu! ¡Acoged con gratitud y obediencia los carismas que el Espíritu concede sin cesar! No olvidéis que cada carisma es otorgado para el bien común, es decir, en beneficio de toda la Iglesia" (ib., n. 5). "Veni, Sancte Spiritus!".
En medio de nosotros, con las manos elevadas, está la Virgen orante, Madre de Cristo y de la Iglesia.

Juntamente con ella, imploramos y acogemos el don del Espíritu Santo, luz de verdad y fuerza de auténtica paz.
"¡Ven, Espíritu Santo! Llena los corazones de tus fieles y enciende en ellos el fuego de tu amor, tú que congregas a los pueblos de todas las lenguas en la confesión de una sola fe. Aleluya".

Sancte Spiritus, veni!

No hay comentarios: