Llamados a ser santos

Llamados a ser santos
“Todos estamos llamados a la santidad, y sólo los santos pueden renovar la humanidad.” (Beato Juan Pablo II)

viernes, 27 de septiembre de 2013

La herencia de la « Pacem in terris »


Este año se han cumplido 50 años de aquella Encíclica histórica del Beato Juan XXIII, la « Pacem interris » sobre la paz entre todos los pueblos que ha de fundarse en la verdad, la justicia, el amor y la libertad. 

El recuerdo se hace más vivo recordando la reciente Vigilia por la paz celebrada en Roma el pasado 7 de septiembre con el Papa Francisco arrodillado ante Maria invocando la ayuda de Dios, bajo la mirada materna del icono original de la Salus populi romani, Reina de la paz.

Todo el mundo oro por la paz,  pero la paz no es definitiva. Esta « tarea sin duda gloriosa » (Pacem in terris, V: l.c., 301-302) no ha concluido a pesar de todos los grandes adelantos científicos y tecnológicos.     La paz es como la libertad, hay que seguir conquistándola a diario.

“El compromiso continúa – decía el Papa Francisco en el llamamiento terminado el Ángelus del 8 de septiembre pasado, al día siguiente de la Vigilia – “¡Sigamos con la oración y con las obras de paz! Les invito a seguir rezando para que cese inmediatamente la violencia y la devastación en Siria y para que se trabaje con renovado empeño por una justa solución al conflicto fratricida. Pidamos también por los otros países de Oriente Medio, especialmente por el Líbano, para que encuentre la anhelada estabilidad y siga siendo modelo de convivencia; por Irak, para que la violencia sectaria deje paso a la reconciliación; y por el proceso de paz entre israelitas y palestinos, para que avance con determinación y audacia. Pidamos también por Egipto, para que todos los egipcios, musulmanes y cristianos, se comprometan a construir juntos la sociedad buscando el bien de toda la población.  ¡La búsqueda de la paz es un camino largo y requiere paciencia y perseverancia! ¡Sigamos rezando!”

En su Mensaje para la XXXVI Jornada Mundial de laPaz, cercana ya a la celebración de los 30 años de la publicación de la Encíclica de Juan XXIII, el Papa Juan Pablo II nos presenta el contexto histórico en el cual fue escrita y nos brinda un detallado análisis de su contenido y de la visión precursora del Papa Juan XXIII.  Ya entonces, además del férreo régimen comunista que dominaba gran parte de Europa,  existía la dramática situación de  Oriente Medio y de Tierra Santa. 

No hay comentarios: