Llamados a ser santos

Llamados a ser santos
“Todos estamos llamados a la santidad, y sólo los santos pueden renovar la humanidad.” (Beato Juan Pablo II)

sábado, 8 de marzo de 2014

“Junto a Juan Pablo II” – cuentan amigos y colaboradores (2 de 2)



Estaba en Paris cuando Wojtyla se convirtió en Papa. Estuve en la plaza san Pedro cuando Ali Agca trato de asesinar al Papa que estaba cambiando el mundo. He vivido cerca de Juan Pablo II durante todo su pontificado. Al inicio, por tratarse de un hecho extraordinario que un polaco ocupase la cátedra de Pedro, no  imagine hasta donde podría llegar la grandeza humana y espiritual de Wojtyla.  Pero al estar tan cerca de él y a sus colaboradores en un determinado momento me di cuenta que era un santo.  Cuanto más iba descubriendo esta realidad menos hablaba de ella: me parecía que estaría violando un secreto. Pero ahora, que también la Iglesia está por reconocer aquello que tantos ya habíamos comprendido, sentí que debía contar a través de las voces de sus colaboradores, la historia del santo Juan Pablo II.
Despues de diplomarme en Ingeniería en el Politécnico de Czestochowa y mis estudios de Africanistica en la Universidad de Varsovia, me encontraba en Paris:  tenía pensado alistarme como misionero laico en el Continente Negro.  Jamás había pensado que la elección del primer pontífice polaco también cambiaria mi vida.

La noticia de Karol Wojtyla papa, parecía un sueño imposible, y sin embargo ocurrió. El hijo de la Polonia «semper fidelis» llegaba al umbral petrino. Nadie imaginaba tampoco que el Papa cambiaria la historia de Polonia, de la Iglesia y del mundo.

Después de los días de festejos volví a lo cotidiano, al estudio,  al trabajo hasta que a dos amigos sacerdotes Casimiro Przydatekk SJ y Ksawery Sokolowski, se les encargo organizar un centro para peregrinos polacos en Roma.
El padre Sokolowski me incluyó en el proyecto con su propuesta: «porque no vienes a ayudarnos? Necesitamos personas preparadas con dominio de idiomas»  Y agregó «No te olvides que ahora la historia de Polonia se hace aquí».
Me quedé perplejo: ir a Roma significaba renunciar a los estudios y a la carrera profesional para escoger un futuro incierto y desconocido. Pero el Papa ya había abierto brechas en tantos corazones, incluido el mío, y después de algunos meses de hacerle frente a las tentaciones cambié la capital francesa por la italiana. Durante años acompañe a los peregrinos que eran recibidos por Juan Pablo II.

Estuve durante más de treinta años en el Osservatore romano, he frecuentado cantidades de miembros de la Curia, prefectos y presidentes de dicasterios, arzobispos y cardenales y colaboradores de los últimos tres pontífices.
En este libro trato de hacer conocer a Karol Wojtyla, el hombre, el sacerdote y el papa, contado por aquellas personas que le han servido, que han estado a su lado, que le han ayudado a escribir la historia de la Iglesia y del mundo.
Durante veintisiete años Juan Pablo II realizo 146 viajes apostólicos en Italia y 104 al extranjero, visitado 129 países, 822 días de viajes. En las 147 ceremonias de beatificación ha proclamado beatos a 1338 siervos de Dios y en las 51 ceremonias de canonización proclamado 482 santos. Ha escrito 14 encíclicas, 15 exhortaciones apostólicas, 11 constituciones, 45 cartas apostólicas, agregadas a los mensajes anuales para la Jornada Mundial de la Paz, la Jornada mundial del Enfermo, la Jornada Mundial de la Juventud y la Jornada mundial de las comunicaciones sociales. En estos 27 años el Papa polaco ha cambiado el mundo: lo ha hecho sin acceder a estrategias políticas sofisticadas sino sobre todo porque ha sabido tocar y cambiar los corazones de la gente. Los cambios verdaderos y duraderos no son posibles si no nacen de los corazones de las personas. En el libro que ustedes leerán las personas que he entrevistado cuentan sus encuentros con Karol Wojtyla, en algunos casos aun antes de convertirse en Papa, sus momentos de gozos y sufrimientos, dudas y certezas, durante salud o  enfermedad. Descubrirán muchas historias y anécdotas inéditas, tendrán la posibilidad de conocer el gran corazón con el cual Karol Wojtyla ha amado a Dios y a la humanidad.”

(Wlodzimierz Redzioch  -  introducción al libro “Junto a Juan Pablo II” – cuentan amigos y colaboradores 

No hay comentarios: