Llamados a ser santos

Llamados a ser santos
“Todos estamos llamados a la santidad, y sólo los santos pueden renovar la humanidad.” (Beato Juan Pablo II)

miércoles, 30 de junio de 2010

Igualdad de derechos no es uniformidad de derechos


“El obispo de Posadas y presidente de la Comisión Episcopal de Apostolado Laico y Pastoral Familiar, monseñor Juan Rubén Martínez, ratificó hoy que "considerar al matrimonio que debe ser de varón y mujer, no implica ninguna discriminación”, al exponer la posición de la Iglesia católica frente al proyecto de ley que pretende modificar el Código Civil para permitir el casamiento entre personas del mismo sexo.

Al participar en el Congreso de una audiencia de consulta convocada por la Comisión de Legislación General del Senado de la Nación, que preside Liliana Negre de Alonso, el prelado subrayó que "el matrimonio es un don de la creación, no es una unión cualquiera entre personas porque tiene características propias que lo hacen la base de la familia y de la sociedad".
“Nosotros también planteamos la igualdad de los derechos, pero la igualdad de los derechos no es igual a la uniformidad de los derechos. Si busca la uniformidad, puede ser esta injusta. La igualdad de los derechos debe buscar siempre la equidad", aseveró.

En tanto, representantes de las Iglesias cristianas coincidieron con el obispo en rechazar el proyecto.

El único en expresarse a favor de la iniciativa, que puede ser votada en el Senado el próximo 14 de julio, fue el rabino Daniel Goldman, de la comunidad judía Bet-El.

El pastor Rubén Proietti, de la Alianza Cristina de Iglesias Evangélicas de la República Argentina (ACIERA) y Rubén Salomone, de la Confraternidad Argentina Cristiana Evangélica, advirtieron sobre los “males” que conllevaría la aprobación del polémico proyecto.

En tanto, el obispo Gregory Venables, representante de la Iglesia Anglicana para el Cono Sur, aseguró que "el matrimonio entre hombre y mujer es el signo de la relación entre Cristo y la Iglesia” y subrayó que "cambiar esto puede ser negado, pero no es lo que Dios quiere, vamos a tener que vivir con las consecuencias".
A su turno, el arzobispo Kissag Mouradian, de la Iglesia Católica Armenia, dijo que "no se puede pensar que la familia es con dos hombres o con dos mujeres: la familia son marido y mujer, para criar a los hijos”.
Fuente: AICA

2 comentarios:

Hilda dijo...

Me encantó esta frase "Nosotros también planteamos la igualdad de los derechos, pero la igualdad de los derechos no es igual a la uniformidad de los derechos. Si busca la uniformidad, puede ser esta injusta. La igualdad de los derechos debe buscar siempre la equidad" es tan sabia de verdad.

En esta época de relativismo ético no nos damos cuenta de esta gran verdad. Es como cuando por "defender" a los pobres, les queremos dar todo peladito y a la boca.

Pero a la gente no le importa, no busca realmente los derechos, busca sacar provecho de esos "derechos"

Saludos. Hilda

Ljudmila dijo...

Muchas gracias Hilda por tu comentario. Quizas la gente aun no se haya dado cuenta, influenciada por el acoso de los medios de la vital importancia del tema. Creo que es nuestra obligacion promocionar a la familia dondequiera estemos. Pero tambien es verdad que la familia y la vida nunca fueron tan atacadas conmo ahora, al menos en la Argentina. Buscando votos y queriendo quedar bien con todos los politicos se estan robando su propio futuro.