Llamados a ser santos

Llamados a ser santos
“Todos estamos llamados a la santidad, y sólo los santos pueden renovar la humanidad.” (Beato Juan Pablo II)

sábado, 12 de abril de 2014

Encuentro internacional sobre las JMJ Rio 2013 – Cracovia 2016 (2 de 2)


Al inaugurar el Encuentro internacional sobre las JMJ en Sassone, Ciampino que finaliza mañana Domingo de Ramos, engarzando con la Celebración diocesana de la XXIX JMJ en la Basílica de San Pedro,   El Cardenal Stanislaw Rylko, Presidente del Pontificio Consejo para los laicos,  definió a las JMJ una “provocación de la creatividad y fantasía misionera”, un “gran signo de esperanza”, un “don inmenso”.
Comenta Isabella Piro de Radio Vaticana haciendo referencia a citas del Cardenal Rylko.

El encuentro de Ciampino es una retrospectiva de la JMJ de Rio de Janeiro 2013, pero mira hacia delante, al encuentro mundial de los jóvenes que se realizará en Cracovia en 2016. “Las JMJ – dice el Card Rylko – se han convertido en parte integrante de la pastoral juvenil a nivel mundial” reafirmado por  “la importancia del proyecto pastoral del cual son portadores en la Iglesia”.  Haciendo de esta manera un balance de la JMJ “carioca” - la primera para el Papa Francisco – primer pontífice latinoamericano, el cardenal Rylko la define como “revolucionaria” capaz de “un impulso misionero de una fuerza extraordinaria para toda la Iglesia y para las generaciones jóvenes”,  “una semilla gigantesca de la Palabra de Dios”, sobre todo en los corazones de los jóvenes. Y ahora – subraya -  esta “gran aventura de la fe” continúa camino a Cracovia 2016, donde la JMJ tendrá lugar a 25 años de aquella extraordinaria experiencia de Czestochowa en 1991”.
Durante este tiempo, sin embargo, ha recordado el cardenal Rylko, Polonia ha cambiado, también la Iglesia local, el mundo de los jóvenes y se plantean  por lo tanto nuevos desafíos pastorales que claman por “respuestas entusiastas”. “En particular – evidenció Rylko – la nueva generación de jóvenes necesita una nueva generación de operadores pastorales,  testimonios convincentes y auténticos de Cristo y de su Evangelio.    Dos son pues los aspectos fundamentales de la JMJ de Cracovia a ratificar en la JMJ de Cracovia: el tema de la misericordia, inspirado en un versículo de las Bienaventuranzas y escogido por el Papa Francisco como lema del encuentro, y la figura de Juan Pablo II, que antes de aquella fecha será declarado santo.  Los jóvenes de todo el mundo que se reunirán en Cracovia “rendirán gracias por la canonización de este gran Pontifice, protagonista indiscutible de encuentros históricos, incansable peregrino del Evangelio,  gran profeta de nuestros tiempos, fundador de las JMJ”, que “confiaba en los jóvenes y veía en ellos sus aliados indispensables en el proyecto de la nueva evangelización”.
Por lo tanto en 2016 en Cracovia “Juan Pablo II volverá a estar entre sus jóvenes como Santo Patrono, un Amigo del cielo en quien confiar”. “Con gozo y gratitud” concluye el Cardenal Rylko, la Iglesia polaca espera ansiosa este gran encuentro, consciente a su vez del  “fuerte sentido de responsabilidad por la expectativa del mundo entero”.  En el programa en curso hasta el domingo con la participación de 250 delegados provenientes de 90 países de cinco continentes y representados por 45 movimientos eclesiales, nueve comunidades y asociaciones juveniles de esperaba con gran curiosidad el “social movie” “Bota Fé – pone fe en tu vida” sobre la JMJ de Rio 2013.  El domingo finalmente todos participaran de la Santa Misa de Ramos presidida por el Papa Francisco en la Plaza San Pedro a las 9.30. La celebración coincide con la 29ª. JMJ diocesana y la solemne entrega de la Cruz de la JMJ y el icono mariano de la Salus Populi Romani por parte de los jóvenes brasileños a los jóvenes polacos que la llevaran en peregrinación hacia Cracovia.


2 comentarios:

Luis Conte dijo...

Estimada Ludmila, como siempre muy bueno todo lo que publica.
Dios Juan Pablo II la bendigan y sigan iluminando.
Luis

Ludmila Hribar dijo...

Muchas gracias Luis y una feliz y santa Pascua! Bendiciones!